Visita a la base militar Travis Air Force

Último fin de semana de marzo. Sábado. Jornada soleada. Tenemos plan matutino. Intento tener controlado el calendario de eventos de Sacramento y alrededores para no perdernos actividades interesantes. Y hoy hay una curiosa: un espectáculo gratuito y abierto al público en general. Así que vamos a ver qué se ofrece. Cogemos el coche y conducimos 63 km hacia el Oeste de Sacramento, a la base militar Travis Air Force Base, en Fairfield.

Sí, es una actividad rara. No tenemos por costumbre visitar nada relacionado con el mundo militar. Es más, en España ni se nos pasaría por la cabeza. En cambio aquí la relación del Ejército con la sociedad es muy estrecha y está muy presente en el día a día. No solo es frecuente cruzarse con militares en la calle o tomando café en una terraza, sino también formando parte del mundo civil, tras su paso por el ejército, integrados en la oficina, sin esconder su pasado, más bien al contrario, los veteranos por ejemplo llevan gorras y ponen pegatinas en sus coches recordándonos que han puesto su granito de arena en el establecimiento de la paz mundial.

Aquí, en EEUU es necesariamente normal. En 2015 (con Barack Obama de presidente) el gasto militar supuso ya más del 50% de todo el presupuesto nacional, un total de 600.000 millones de dólares, sin incluir la guardia nacional (grupo paramilitar), investigación y mantenimiento del armamento nuclear, las pensiones de los veranos, algunas intervenciones armadas en países terceros o la propia NASA. Solo EEUU fue responsable del 37% del gasto militar mundial, superior a la suma de los presupuestos de los 7 países que le seguían en el ranking. Esto en época de Obama (ojo, que le dieron el Nobel de la Paz). Con Trump, que tiene el propósito de «Hacer América Grande Otra Vez», el presupuesto militar del 2018 se incrementó en 54.000 millones de dólares, alcanzando en 2019 los 716 mil millones de dólares.

Cartel en el aeropuerto de Sacramento
Aeropuerto de Sacramento

«No es suficiente luchar. Es el espíritu con el qué luchamos lo que decide la cuestión»
General George Marshall- Nobel de la Paz por el desarrollo del Plan Marshall.
Sí señor.

El Ejército no está mal visto, ni siquiera en la «hippie» California, donde tienen una excelente relación:

Póster de la peli El Sargento de Hierro. Puro divertimento militar.
  • Las empresas del sector aeronáutico – sector industrial muy potente en el sur de California- aumentan los pedidos de compra de aviones y barcos de guerra, drones y misiles.
  • Las empresas tecnológicas de Silicon Valley buscan contratos con el ejército.
  • California es el Estado con mayor número de bases militares, nada menos que 32. Para mantenerlas activas, el gobierno federal destina el segundo mayor gasto militar.
  • La industria del cine sabe también sacarle rédito al tema: Top Gun de Tony Scott, Cuando éramos soldados de Randall Wallace, Salvar al soldado Ryan de Steven Spielberg, La Chaqueta Metálica o ¿Teléfono Rojo? Volamos hacia Moscú de Stanley Kubrick, Black Hawk Derribado de Ridley Scott, Banderas de nuestros padres o El Francotirador de Clint Eastwood, Platoon de Oliver Stone, En tierra hostil de Kathryn Bigelow, Patton, Algunos hombres buenos….si sigo podía llenar páginas y páginas.

Travis Air Force

El caso es que ese es el plan, visitar la base aérea Travis. A la altura de Vacaville giramos a la izquierda y tras unos cuantos km por una carretera entre campos cultivados llegamos a la entrada de la base. Se trata de una jornada de puertas abiertas, así que la barrera está abierta y podemos entrar con nuestro coche. La base es básicamente una pequeña población con hangares, barracones y aeropuerto. Miles de personas, entre personal militar y civil, trabajan y viven en ese enclave. Travis Air Force acoge a la 60ª compañía aérea del Ejército de EEUU. El parking se sitúa cerca de las pistas. Pasamos el control de seguridad y ya estamos dentro.

¿Puedes imaginar lo que haría si pudiera hacer todo lo que puedo?

Sun Tzu

No se pierde el tiempo. Es buena ocasión para alistar reclutas. Futuros Air Force AirMen.

Cuando el mundo militar se acerca al mundo civil es un acto de exhibicionismo total. Como la Folsom Street Fair (una fiesta en la calle entorno a la cultura del cuero y del fetichismo). Se pueden explicar de igual modo: “Los atuendos y las actividades practicadas en el desfile-espectáculo pueden ser un poco extremas pero el evento suele ser muy pacífico e inofensivo”.

Los air-shows de los Thunderbirds y de los Blue Angels* son la máxima exhibición del Ejército de EEUU. En la Fleet Week (a principios de octubre) en San Francisco, los Blue Angels sobrevolando Alcatraz y el Golden Gate Bridge son el plato fuerte.

Blue Angels en SF

*Apunte friki: Los Thunderbirds son de la Fuerza Aérea. Vuelan con F-16 Fighting Falcon, mientras que los Blue Angels, de la aviación naval, vuelan con F/A-18 Hornet. ¡Ambos modelos son pepinazos que te dejan sorda cuando pasan por encima!

Orgullo y precisión

Demostración aérea del equipo de la fuerza aérea de EEUU, los Thunderbirds.

1 pensamiento sobre “Visita a la base militar Travis Air Force”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *